financiacion reforma vivienda


Hay situaciones en las que la reforma es urgente y no es posible evitar el aplazamiento a otras fechas. Estas situaciones inesperadas ocurren cuando no las has planificado en absoluto, ni en términos de tiempo ni de finanzas. En este artículo te diremos cómo actuar mejor, si se ha producido una situación de este tipo, y entenderás que no hay nada malo en ello y que hay una forma de salir de estas situaciones.

  • Ahorro

Si tienes tus propios ahorros, eso ya es algo muy bueno. Por lo general, estos ahorros permiten pagar parte de una reforma, una pequeña reforma o un pago inicial. Por lo general, los ahorros son suficientes para las reparaciones urgentes y es muy bueno sentir que no debes a nadie.

  •  Minicréditos

Esto es muy conveniente para aquellos que necesitan una pequeña cantidad para cubrir pequeños gastos. Normalmente, los minicréditos no cobran comisiones caras, y algunos los ofrecen sin comisiones durante un periodo determinado.

  • Tarjeta de crédito

Esta opción es adecuada para quienes necesitan una cantidad mayor y para un plazo más largo. Por supuesto, el tipo de interés será diferente. 

  • Préstamos rápidos

Para financiar reformas de mayor envergadura, hasta 5.000 euros, los préstamos rápidos son la mejor opción, ya que obtiene una respuesta en 24 horas. 

  • Financiación de tiendas

En la mayoría de los casos, no hay que buscar mucho para encontrar opciones de financiación, y basta con preguntar en la tienda por los planes de pago a plazos. Suelen tener buenas condiciones de pago. No dude en preguntar dónde compra sus materiales de reforma. 

  • Préstamos ecológicos

Además, hay muchos bancos que apoyan la protección del medio ambiente y dan préstamos para electrodomésticos eficientes que consumen menos agua y luz.

Contacta con nosotros sin compromiso